Comprometidos con el Medio Ambiente

En Biosabor somos conscientes del impacto ambiental de la actividad agrícola, aun cuando nuestra AGRICULTURA ECOLOGICA es de las más sostenibles del planeta, con ella mantenemos las propiedades nutricionales intactas de nuestras frutas y hortalizas ecológicas, al no utilizar químicos de síntesis en su cultivo y sin dañar nuestro entorno.

Hemos adoptado una serie de compromisos y procedimientos que facilitan una gestión responsable de los recursos y garantizan el respeto al medio ambiente, producir de una manera ecológica y sostenible significa producir de manera responsable y contribuyendo en los siguientes ODS de la agenda ONU 2030.

Minimización de emisiones de CO2

Nuestra actividad agrícola ecológica conlleva la instalación de invernaderos solares en más de 315 hectáreas de nuestros socios, con lo que logramos tener un efecto positivo en la reducción de emisiones de CO 2

Sumidero de CO2

Dentro del invernadero, existe una densidad de plantas mucho mayor de las que habría al aire libre, las cuales presentan un follaje tan grande que son capaces de absorber una cantidad importante de CO 2 atmosférico. Posteriormente, ese CO 2 es utilizado para realizar los procesos fotosintéticos de crecimiento y producción de frutos.

Se ha estimado que las 30.000 hectáreas que componen el agro protegido por invernaderos almeriense son capaces de inmovilizar la cantidad de CO 2 que producen 250.000 coches diariamente Las 315 hectáreas de cultivo de Biosabor serían capaces, entonces, de contrarrestar los gases emitidos diariamente por 2.625 vehículos Así, se mejora la calidad del aire purificándolo.

En concreto, según los datos del CSIC (Consejo Superior de Investigaciones Científicas), los 128.500 m 2 de superficie dedicadas al cultivo del tomate en las fincas de nuestro socio. Consabor ofrecerían una cifra de 111.795 toneladas de CO 2 fijadas en esta campaña De esta forma, se compensa el 87,2 de las emisiones directas e indirectas de Biosabor.

En 2020 hemos cumplido con el que era nuestro próximo compromiso en esta materia, derivado de nuestro PLAN ESTRATEGICO Y DE SOSTENIBILIDAD 2020-2030: cuantificar nuestras emisiones y su origen, para así poder fortalecer nuestro rol en la minimización del impacto del cambio climático Así, desde esta campaña contamos con datos sobre nuestras emisiones de CO 2 de alcance 1 y 2.

Incluimos en el cálculo el consumo de electricidad proveniente de fuente no renovable, y el consumo de combustible de los vehículos utilizados por la empresa, llegando a la conclusión que en esta campaña Biosabor ha emitido 0, 0036 toneladas equivalentes de CO 2 por tonelada de producto manipulado en la nave. El total de emisiones generadas asciende a 128,2 toneladas de CO 2.

A partir de 2020 la energía eléctrica contratada en Biosabor proviene de fuente renovable, por lo que se ha evitado el envío de 166,91 toneladas de CO 2 equivalente a la atmósfera.

Consumo energético

El consumo energético de Biosabor a lo largo de las últimas campañas ha sido el siguiente:

En el siguiente gráfico se observa la evolución del consumo de electricidad en Biosabor proveniente de fuentes renovables (en verde) sobre el total consumido en la campaña (en rojo).

Al autoconsumo se suma la energía fotovoltaica contratada desde enero de 2020, logrando alcanzar un dato de más del 70 de consumo de energía renovable en esta campaña.

Por otro lado, en años previos nos habíamos propuesto el reto de que toda la energía contratada en la planta de envasado de Biosabor fuera 100 renovable en el corto plazo. Hemos cumplido con este reto y, desde el 1 de enero de 2020 la energía utilizada en el centro de envasado es fotovoltaica logrando así reducir aún más nuestro impacto ambiental.

Huella Hídrica

Si de algo somos especialistas en Almería es de optimizar  el uso del agua,  Almería  se considera una de las más áridas de España, donde la escasez de agua constituye un factor limitante para la actividad agrícola. Por eso en la nave de envasado de Biosabor y en las fincas de los socios se utilizan diversas técnicas para optimizar el uso del agua y aprovechar lo máximo posible el agua de lluvia.

En la campaña 2019-2020 por cada kilo de producto manipulado en la nave de Biosabor, consumimos 0,000365 ML de agua lo que dio un total de 12.938 Megalitros consumidos.

Como ejemplo de gestión del agua en fincas, en las pertenecientes a nuestro socio Consabor se consumieron 0,000057 ML por kilo de producción un total de 162,64 Megalitros en el periodo ello supuso una reducción de 3% de agua por tonelada producida con respecto al periodo anterior.

En el total de consumo de agua, en esta campaña se redujo un 1,2% en el caso de Biosabor, y un 15,9% en el caso de Consabor.

El agua para la finca Consabor provino mayoritariamente de las comunidades de regantes, junto con el agua recogida de lluvia, cuyo porcentaje se ha visto incrementado en esta campaña.

Verde – Comunidad de regantes / Rojo – Recogida de agua de lluvia

Economía circular

En Biosabor contamos con un Sistema de Gestión de Residuos, incluido en nuestro Sistema de Gestión de la Calidad, tanto en la planta envasadora como en las instalaciones de producción, Además, gestionamos los residuos alimentarios de forma que no colaboremos en su desperdicio y podamos contribuir en cierta medida a erradicar el hambre en la sociedad.

En la nave se genera una serie de residuos alimentarios provenientes del proceso de envasado,  Si bien considerado residuo, este producto es posteriormente reutilizado de distintas formas para la transformación en productos de V Gama, donaciones a comedores sociales, materia prima destinada a industria, así como alimento para el consumo animal. Este ciclo de reutilización de los productos que no pasan a la venta contribuye a la creación de un entorno de economía circular donde Biosabor se posiciona como una empresa de residuo alimentario cero.

En el campo se generan cantidades importantes de residuos vegetales fruto del destalle y deshoje principalmente. Una vez finalizado el cultivo, los restos vegetales y algunos de los elementos auxiliares utilizados en el cultivo, como las rafias biodegradables, se retiran inmediatamente y se transportan en contenedores a un centro de compostaje para ser utilizados como abono con posterioridad. De esta manera, se contribuye a mantener la sostenibilidad del suelo. Nuestro objetivo es reutilizar los restos vegetales y elementos auxiliares biodegradables como abono en las fincas.

El resto de los residuos de las explotaciones como plásticos y otros materiales auxiliares, se recogen íntegramente de las fincas y se llevan a centros autorizados de reciclaje cuando finaliza su vida útil. En este sentido, los restos plásticos que se lleva el gestor de residuos, son transformados en propileno, y el cartón en celulosa, por lo que se contribuye a la economía circular y al mantenimiento de los residuos en el ciclo productivo. En particular, destaca que reciclamos el 100% de los plásticos que dan cobijo a nuestros cultivos, cuyo material y calidad hace posible el poder reutilizarlos, no sólo para construir nuevos invernaderos, sino también para transformarlos en otros productos plásticos.

Por lo tanto, la totalidad de los residuos de las explotaciones de agricultura ecológica se gestionan responsablemente sin causar ningún perjuicio al medio ambiente.

A continuación, se presenta el detalle del nivel de riesgo del residuo de Biosabor, el departamento responsable de su gestión y la empresa autorizada para su retirada, además del tratamiento de dicho residuo:

Materiales biodegradables:

Por otro lado, nuestros productos requieren embalajes que, en su mayoría, suelen ser fabricados a base de plástico. Por ello, nos hemos planteado el objetivo de reducir el uso de materiales no biodegradables, como el plástico, a favor de los que sí lo sean.

Es así como en la campaña 2019-2020 logramos reducir la compra de tarrinas y cestas con  materiales plásticos en un 56 sustituyéndolos por cartón y plásticos biocompostables.

En esta campaña, de los 84 120 kg de envases de plástico utilizados, 42.796 son compostables logrando una ratio de más del 50 de material compostable.

Envases Retornables

Por otro lado, en 2019-2020 hemos reducido aún más la compra de envases de plástico, optando por el uso de envases retornables alquilados a las compañías IFCO y EUROPOOL, además de palets retornables de la compañía CHEP, por un peso total de 2.122.391 kg. En este sentido, el porcentaje de material de envasado recuperado (material de envasado reutilizado sobre la cantidad de producto vendido en los envases IFCO y EUROPOOL) es del 25,93%.

La utilización de estos envases presenta amplios beneficios a nivel ambiental. Entre otros, en esta campaña se ha evitado el envío de 478.425 kg de CO 2 a la atmósfera y además se han reducido los residuos en 229.739 kg.

Estos datos se muestran en los certificados otorgados a Biosabor por las empresas IFCO y CHEP, donde se exponen los impactos ambientales positivos derivados del uso de los envases de estas compañías:

Empresa de Residuo Alimentario Cero:

En 2017 Biosabor fue seleccionada por AECOC (la Asociación Española de Fabricantes y Distribuidores) como buena práctica de “Empresa de Residuo Alimentario Cero”.

Esta misión por parte de la empresa compromete a no dilapidar recursos y a ser eficientes en su uso Dada la actividad de la empresa, el desperdicio alimentario no es baladí y hay un compromiso transversal a todas las áreas para que no se produzca, posicionándose Biosabor como una empresa de desperdicio alimentario cero en sus procesos productivos.

El objetivo es optimizar la planificación y ejecución de la cadena de valor para que no se produzca el desperdicio en ninguna de las fases y eslabones de la cadena. De esta forma, se reutiliza el 100% del residuo alimentario, contribuyendo a la economía circular. Como empresa ecológica, contamos con la tecnología más avanzada del mercado en nuestras instalaciones, evitando así la necesidad de tratar nuestras cosechas con químicos, y realizamos una labor de prevención haciendo los invernaderos lo más asépticos posibles Cuidamos al máximo el momento de recolección y monitoreo de cada una de las plantas para que no se produzcan mermas por plagas y enfermedades, y así facilitar la máxima recolección de las plantaciones.

Noticias Biosabor

No te pierdas todas nuestras novedades

DIFERENCIA ENTRE ALERGIA E INTOLERANCIA ALIMENTARIA

Estos dos conceptos son muy similares, pero existe una gran diferencia entre ellos aunque pueden dar lugar a confusión. Es imprescindible conocerlos bien para poder actuar de manera consecuente y

Leer más ⟶

Bruno, nuestro mejor fan

El verano pasado, un compañero ingeniero agrícola de BioSabor, nos enseñó, con orgullo de padre, cómo su hijo de 1 año bebía en un biberón, nuestro gazpacho. Inmediatamente pensamos que

Leer más ⟶

Hidratarse a través de la alimentación

Todos sabemos que tener un cuerpo hidratado es fundamental en todas las épocas del año, pero especialmente en verano. La hidratación no sólo viene a través de los líquidos que

Leer más ⟶

ALÉRGENOS DE DECLARACIÓN OBLIGATORIA

Las alergias alimentarias y con ellas, los 14 alérgenos de declaración obligatoria, son un tema que cada vez preocupa más a cualquier persona que las sufre, ya que si no

Leer más ⟶

Alimentación en la menopausia

Este año hemos hablado sobre qué tipo de alimentación es más óptima para momentos puntuales de nuestra vida como puede ser la infancia, la adolescencia o la tercera edad. Pero

Leer más ⟶
WhatsApp Me!